Post-política y ciudadanismo.- M.Domínguez

Estamos en una coyuntura política y teórica marcada por el tema obsesivo del fin: fin de la política, fin de la historia, fin de la comunidad tradicional [nacional, de clase]. Quizás para borrar la tensión existente entre el deseo de realizar de verdad ios asuntos de la política, y de no oir hablar más de ella, consumarla, y poner fin al desorden de esta regulación a través de la decisión mayoritaria. Evitar en suma el gasto siempre esquivo y ambiguo de la promesa que proyecta hacía delante un telos de la comunidad. Y no obstante, a ello se le une una supuesta proliferación de lo político en torno a la figura del ciudadano, o de la ciudadanía. El concepto de “ciudadanismo” es en realidad un neologismo que traduce el término inglés republicanism, que coincide además con la recuperación del concepto relativo a la “sociedad civil”, más identitario que político. De un modo operativo entendemos por ciudadanismo una ideología difusa, asociada a un cierto conjunto de prácticas políticas y ampliamente difundidas. El repaso se planteará en términos ambivalentes y precarios: lo primero por cuanto los conceptos utilizados no permiten plantear soluciones programáticas, lo segundo por cuanto se sitúa en un paradigma explicativo débil, hecho de pequeños conceptos o nociones que tratan de conjugar aspectos contradictorios.

Federación de Estudiantes Libertarias, Somosaguas 2011. 78 págs. 21x15 cm. 3,5€.
Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Libros

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s